elscouting.es

Plataforma de análisis de futbolistas

Fútbol Femenino Primera Iberdrola

Almudena Rivero, la solidez sevillista

Almudena Rivero se ha consolidado en la actual temporada como una figura que otorga garantía y seguridad al conjunto de Nervión a pesar de acabar de alcanzar su mayoría de edad.

Suele hacerlo como centrocampista defensiva aunque en sus ocho años como rojiblanca ha demostrado ser una futbolista polivalente que puede jugar en prácticamente todas las posiciones.


Trayectoria


Los caminos del Sevilla y Almudena se cruzaron de manera muy precoz. Llegó al conjunto andaluz en 2010, cuando tan sólo tenía 8 años. El club se fijó pronto en una futbolista cuyo talento no tardó en brotar. Unas grandes aptitudes físicas combinadas con un gran sentido del esfuerzo denotaron muy pronto el futuro que tendría la mediocentro.

Desde entonces, se erigió en las filas inferiores hasta poder debutar en el primer equipo a sus 16. Asimismo, la llegada de Christian Toro ha resultado ser transversal para continuar con el desarrollo de la joven futbolista. Almudena Rivero se está afianzando en la Primera Iberdrola esta temporada, demostrando gran rendimiento en partidos muy exigentes.


Habilidades técnicas


Una de las mejores cualidades de Almudena Rivero es saber anticiparse al movimiento de las rivales. Esto le permite defender bien a la espalda a partir de una técnica cuidadada. La centrocampista consigue -de esta manera- dar oxígeno y seguridad al equipo

Además, la intensidad que posee la jugadora se traduce en muchas recuperaciones en el campo rival. Esto -a su vez- se tranforma en  un gran apoyo a nivel creativo y en un incremento de oportunidades de gol para sus compañeras.


Aptitudes físicas


La insaciabilidad de Almudena tiene mucho que ver con sus capacidades a nivel físico. En su caso, es incluso más transversal el trabajo invisible que realiza sin balón. La nervionense ejerce una presión muy alta desde muy arriba. Con su intensidad dota al equipo de cierto control y equilibro que se pierde en su ausencia.

Su corta estatura (1,61) parece no importar demasiado ante sus condiciones físicas. La jugadora logra defender bien los centros laterales e incluso tener buenas acciones en el juego aéreo.


Características tácticas


La futbolista destaca sobre todo en el aspecto defensivo. Posee una rápida velocidad para replegarse, muy atenta siempre a los movimientos de sus rivales. Almudena es capaz de cerrar los espacios siendo fiel siempre a la estructura del equipo. Y de la misma manera, también presenta buena velocidad de ejecución para incorporarse al ataque.

La jugadora ha tenido cabida en los distintos modelos utilizados por Toro (4-2-3-1, 4-3-3, 3-4-3) debido a su versatilidad.  Aunque en su paso por las categorías inferiores se le ha observado más por la derecha, este año además del centro ha ocupado en alguna ocasión la banza izquierda. Por último, cabe destacar también que a sus 18 años muestra gran madurez dentro y fuera del campo.

 


Evolución


El talento de Almudena jamás pasó desapercibido, ni siquiera en sus inicios. En las categorías inferiores del Sevilla despuntaba como la gran estrella del equipo, mostrando una gran versatilidad y realizando un gran papel en las distintas facetas del juego.

Durante los años que disputó en las categorías inferiores del club, se evidenció la polivalencia de la futbolista. Jugó de defensa, de mediocentro, de lateral derecha, de extrema, e incluso de delantera. No importaba dónde estuviera en el campo, la sevillana siempre parecía que estaba un peldaño por encima del resto.

En el filial ya se consolidó más como centrocampista, siendo lo que suele conocerse como ‘todocampista’ una jugadora que tiene gran infuencia en ambos lados. La misma función está realizando esta temporada con el primer equipo, variando a una posición más defensiva u ofensiva. Además, muestra una progresión constante. Lo que ha mejorado con su primer llamamiento con Toro es lo que hace que cada vez sea más asidua en el once.

 

 

 

DEJA UNA RESPUESTA