elscouting.es

Plataforma de análisis de futbolistas

La Liga Primera División

Martín Aguirregabiria, lateral made in Mendizorroza

Tras una rápida progresión en las categorías inferiores, Martín Aguirregabiria se está asentando como jugador habitual en la Primera División española. El jugador vitoriano ha sido importante para sus entrenadores en el Deportivo Alavés, tanto Abelardo como Asier Garitano, y seguro que también lo es para el recién nombrado Juan Muñiz. Es una de las últimas joyas de la cantera babazorra, que cuenta con grandes promesas como Paulino de la Fuente.


Trayectoria


Martín Aguirregabiria nació el 10 de mayo de 1996 en Vitoria. Formado en la cantera del Deportivo Alavés, despuntó como promesa de futuro. En 2014, siendo aún juvenil, debutó en Tercera División con el Deportivo Alavés B. En el filial se convierte en titular indiscutible, hasta que con 21 años se estrena con el primer equipo. Lo hizo en Copa del Rey, en un partido en el que se enfrentaron al Getafe. Su primera aparición en la Liga fue el 4 de diciembre de 2017, de la mano de Abelardo, partido en el que fue titular y en el que disputó los 90 minutos. A partir de entonces se asentó como una pieza del primer equipo alavesista.

Su talento tampoco pasó inadvertido para las categorías inferiores de la Selección Española, con la que participó en la Eurocopa sub-21 celebrada en 2019 en Italia. A pesar de que entró en el conjunto nacional debido a la lesión de Pablo Maffeo, fue indiscutible en el once de Luis de la Fuente. Cabe destacar que jugó todos los minutos de este torneo, en el que España se proclamó campeona.


Habilidades técnicas


El lateral derecho vasco es un defensor cumplidor al que no le gusta el adorno estéril. Esto no significa que técnicamente sea malo, de hecho es muy competente en este aspecto. Su mayor cualidad es el control del balón. Tiene una capacidad asombrosa para poner en disposición de jugar prácticamente cualquier balón, tanto al recibir un pase como al interceptar un envío rival. Aunque destaca más en acciones defensivas, posee un gran primer regate, y cuando se incorpora al ataque genera peligro gracias a sus centros laterales, que llevan precisión milimétrica.

Aunque destaca más en defensa, Aguirregabiria dispone de un gran control del balón y sus centros son de gran precisión

Atendiendo a la técnica defensiva, su punto fuerte, es un jugador muy correcto. Martín Aguirregabiria es capaz de realizar exitosamente cualquier acción de contención. Hay una en la que destaca notablemente: la anticipación. Para ello aprovecha su rapidez gestual y de reacción, lo que le permite llegar antes al balón que su oponente. De esta forma corta ataques contrarios, despejando el balón, o controla y pasa el esférico para iniciar el ataque. También hay que resaltar su capacidad para cerrar líneas de pase, obligando al rival a retroceder.


Aptitudes físicas


Aunque no destaca por poseer una gran envergadura (1,78 metros de altura y 69 kg de peso), Martín Aguirregabiria es un jugador valiente que no rehúye los duelos cuerpo a cuerpo, sin importarle el rival. Este atrevimiento, junto a su rapidez, le permite ganarlos en múltiples ocasiones. Su atributo físico más destacable es su velocidad. Además de contar con una gran carrera, exhibe una alta capacidad de reacción.

Además de todo lo anterior, no podemos olvidarnos de su enorme capacidad de resistencia, que le permite realizar grandes esfuerzos físicos durante los 90 minutos. No es extraño verle realizar subidas por la banda o replegando a gran velocidad en los minutos finales del partido.


Características tácticas


Martín Aguirregabiria juega como lateral derecho, aunque también puede desempeñar las funciones de lateral izquierdo o de extremo derecho. Su forma de jugar, en especial al atacar, varía en función del sistema de juego utilizado. Si el equipo juega con una línea defensiva de 4 futbolistas se incorpora menos al ataque, priorizando la labor defensiva. Cuando juega con una defensa de 5 actúa como carrilero, disfrutando de mayor libertad para sumarse a la ofensiva.

Es un jugador con un gran potencial ofensivo, capaz de generar verdadero peligro cuando se incorpora al ataque. Actúa muy abierto, dando amplitud al juego del Deportivo Alavés. Aunque el extremo también suele jugar muy abierto y Aguirregabiria tiende a quedarse por detrás, cuando llega a posiciones avanzadas aprovecha su regate y precisión para realizar centros al área. Jugando de carrilero también es habitual verle llegar a posiciones de remate si el ataque se lleva a cabo por la otra banda.

En fase defensiva brilla por su velocidad para replegar, siendo casi imposible que un ataque del rival le encuentre fuera de su sitio. Asimismo, hay que destacar su capacidad para leer el juego del equipo rival y su concentración. Gracias a ello se sitúa a la perfección para cortar líneas de pase e impedir el avance del oponente. Unido a su generosidad en esfuerzos le permite estar continuamente en situación de ayudar a un compañero, en el caso de que sea superado.


Evolución


El crecimiento constante de Martín Aguirregabiria le ha llevado a asentarse en la Primera División española. Tras una precoz eclosión, debutando con el filial siendo juvenil, no ha dejado de mejorar y de acumular experiencia. Y es que, con esta, ya son tres las temporadas que ha disputado en la máxima categoría del fútbol español. 

Aunque parece difícil su presencia en el conjunto nacional, ya realizó un gran europeo sub-21 en el que lo jugó todo. Si se le presenta la ocasión de ir con la Selección Absoluta, seguro que lo aprovecha y se hace un hueco en la plantilla.

El futuro de Aguirregabiria es incierto, aunque una cosa está clara: ha llegado a la élite para quedarse. Teniendo en cuenta su progresión no sería raro, en un futuro no muy lejano, verle vestir la camiseta de equipos con cotas superiores como competir a nivel europeo.

DEJA UNA RESPUESTA